La República Checa es famosa por su gran cantidad de escritores, artistas y su estilo de vida. Fuera de la capital histórica de Praga, encontrarás campos llenos de granjas y bosques, pueblos y castillos. Las hermosas cordilleras, ríos, viñedos y granjas, junto con las ciudades y aldeas sacadas de los cuentos de hadas, hacen que tu experiencia intercultural y de autodescubrimiento sea única.

Los adolescentes checos disfrutan pasar su tiempo libre en el exterior: practicando senderismo, andando en bicicleta, así como nadando en verano o esquiando en invierno. No deberías perder la oportunidad de unirte a actividades después del colegio, incluyendo deportes, teatro, y computación. A los adolescentes checos les gusta mucho salir y pasar tiempo juntos.

Una publicación compartida de RestyN17 (@restyn17) el

La gente en República Checa

Los checos son personas que valoran la comunicación directa, la amabilidad y la humildad. Una de las cosas que notarás en República Checa es que la gente dice hola y adiós a los extraños en diversas situaciones, tales como en pequeñas tiendas, ascensores o vagones del tren. Consejo útil: recuerda quitarte los zapatos al entrar en una casa.

Familia Anfitriona y Comunidad

Probablemente se te ubique en las zonas rurales de la región de Bohemia y Moravia, aunque algunos estudiantes de AFS también han vivido en Praga y Brno. Las familias checas rara vez tienen más de dos hijos y te brindarán una cálida bienvenida. Normalmente tienen vínculos muy estrechos, y es común que vivan con otros miembros de la familia, especialmente los abuelos. En las pequeñas ciudades, la gente vive en edificios departamentos, pero disfrutan visitar sus casas de campo los fines de semana.

Colegio

Es muy probable que asistas a un colegio público conocidos como “gymnasium”, que preparan a los estudiantes para la universidad. Puedes que ocupes tu día escolar en una “tree class”, es decir, tendrás clases siempre con los mismos compañeros. No tienes usar uniforme escolar pero es costumbre de los estudiantes cambien sus zapatos por pantuflas al entrar a la escuela.

Comida

Los checos disfrutan cocinando platos tradicionales, estos tienen influencias alemana, húngara y polaca. Las masas cocidas, la carne, las papas y el arroz son muy populares. La mayoría de los platos están cubiertos con una salsa espesa, verduras o chucrut. El comino y la sal son sazonadores muy usados. La carne es parte importante de la dieta checa, aunque el vegetarianismo es también bastante común.

A photo posted by RestyN17 (@restyn17) on Sep 15, 2016 at 12:43am PDT

Idioma

El principal idioma hablado en la República Checa es el checo, pero también muchas personas hablan muy bien el inglés, así como el eslovaco, polaco, alemán o ruso. Tener un conocimiento básico del inglés será una ventaja al comienzo del intercambio y te ayudará a aprender el idioma local. AFS organizará cursos del idioma en los primeros meses o te proporcionará materiales para aprender el idioma antes de comenzar el intercambio.

Deja que AFS guíe tu aventura intercultural

Participa en los programas AFS y descubre quien eres realmente, conociendo a personas que serán tus amigos para toda la vida y sumergiéndote en una fascinante experiencia intercultural.
PROGRAMAS ESCOLARES (MENORES DE 18 AÑOS)

Nuestro programa de aprendizaje te preparará para una increíble experiencia intercultural AFS. Este programa comienza en Chile, con una orientación de pre-partida y continuará con orientaciones y otras actividades que maximizarán tu experiencia, enfrentar los desafíos que significa tu inmersión en una nueva cultura y comunidad y ganar conocimiento, habilidades, y una entendimiento global, tanto mientras estés viviendo tu experiencia como al volver. Los voluntarios AFS estarán siempre presentes para ayudarte y guiarte a ti y a tu familia anfitriona en este camino de aprendizaje en el extranjero.

Explora los Programas Disponibles en República Checa